Tears for Fears, punto de inflexión

Tears for Fears, punto de inflexión

The Tipping Point es el séptimo álbum de estudio y primero en casi 18 años de Tears For Fears, desde Everybody Loves a Happy Ending (2004), el dúo británico formado por Roland Más»

Bastille, mundo real o mundo virtual

Bastille, mundo real o mundo virtual

La banda británica Bastille acaba de publicar su cuarto álbum, Give me the Future. El escapismo es un tema explorado en profundidad en este nuevo disco, especialmente en conexión con la tecnología, Más»

Discos

Discos

ELVIS COSTELLO AND THE IMPOSTERS: The Boy Named If (Alive at Memphis Magnetic) (EMI-Universal) A sus 68 años, Costello parece el músico de su generación más en forma -a la par, claro Más»

Javier Reverte: «La frontera invisible»

Javier Reverte: «La frontera invisible»

El primatólogo Frans de Waal explica en su libro El último abrazo que la sonrisa en los primates es signo de sumisión y el gesto serio, por el contrario, signo de poder. Más»

Discos

Discos

PARADE: Mares pocos profundos (Jabalina) Muchas veces se nos olvida el genio que es Antonio Galvañ. Son demasiados los estímulos, tantos los artistas y discos que reclaman nuestra atención que simplemente damos Más»

Pedro Sandoval da vida a un autorretrato de Raffaello Sanzio que ha permanecido “escondido” por más de treinta años

Pedro Sandoval da vida a un autorretrato de Raffaello Sanzio que ha permanecido “escondido” por más de treinta años

Desde el primero de diciembre de 2022 el mundo podrá ver cómo la imagen que Raffaello hizo de sí mismo hace más de 500 años aparece conquistando la fachada de la Nasdaq Más»

Obituario: Matías Díaz Padrón, un sabio y autoridad en Pintura Flamenca

Obituario: Matías Díaz Padrón, un sabio y autoridad en Pintura Flamenca

Ex conservador del Museo del Prado, profesor de Arte en la Universidad Complutense de Madrid y Presidente de Honor del Instituto Moll, Matías Díaz Padrón, nacido en El Hierro, ha fallecido a Más»

Pedro Sandoval revoluciona el mercado de los NFTs con su nueva colección Meta Kinetics

Pedro Sandoval revoluciona el mercado de los NFTs con su nueva colección Meta Kinetics

Una de las figuras claves del neoexpresionismo abstracto, el artista venezolano Pedro Sandoval, presentará en diciembre su nueva colección insignia “Meta Kinetics” en el Marketplace de NFTs español Mint One.  Meta Kinetics Más»

J.P. Bimeni, viaje emocional hacia el autodescubrimiento y la curación

J.P. Bimeni, viaje emocional hacia el autodescubrimiento y la curación

En su segundo álbum, Give Me Hope, el cantante de soul originario de Burundi, J.P. Bimeni, predica optimismo a pesar de todo. Bimeni, un refugiado que esquivó la muerte antes de huir Más»

Robert Olmstead: «Lejana estrella brillante»

Robert Olmstead: «Lejana estrella brillante»

Lejana estrella brillante es una novela pero a la vez un poema épico sobre la caída de los últimos héroes del siglo XIX y la llegada del siglo XX, probablemente un siglo Más»

 

Bastille, mundo real o mundo virtual

por Xavier Valiño

La banda británica Bastille acaba de publicar su cuarto álbum, Give me the Future. El escapismo es un tema explorado en profundidad en este nuevo disco, especialmente en conexión con la tecnología, en este caso bajo la atenta mirada de Future Inc., una gran empresa ficticia de tecnología de futuro, hambrienta de información (que puede o no recordar a las grandes empresas del momento). La innovadora tecnología Futurescape de la compañía (como se ve en el video de “Distorted Light Beam”) ofrece nuevas e infinitas posibilidades, como la posibilidad de viajar en un universo mental propio.

En palabras de Dan Smith, principal compositor del grupo, el concepto da la oportunidad a Bastille de “darle un toque divertido al modo en que estas compañías nos seducen y se publicitan y se venden, ganando grandes cantidades de dinero mientras recaban todos nuestros datos, para empezar”.

Give Me the Future es un tributo a la humanidad en una era tecnológica y refleja la extrañeza de vivir en unos tiempos que parecen de ciencia ficción. Explora tanto las oportunidades de las nuevas tecnologías, como la parte oscura de la vida vivida online. La intención es que fuese un disco tan entretenido como concienzudo y provocador, perfecto para una pista de baile distópica, y tan electrónico como siempre han sido Bastille.


Curiosamente, el compositor Dan Smith tuvo la idea antes de la pandemia por la Covid-19. El álbum estaba en marcha y la banda de descanso tras la gira cuando comenzó el confinamiento mundial que forzó a las conexiones solo a través de las pantallas. “Tuve que trabajar en estos temas en un momento tan apocalíptico, con todos encerrados en casa, pegados a las pantallas, alimentándonos de la sensación que resultaba harto difícil discernir, a veces, lo que es realidad y lo que no”, dice Dan. “Estamos en la era de lo falso, las noticias falsas y líderes políticos que mienten. Pero online puedes ser quien quieras. Lo que eso provoca en la conciencia de uno mismo y en nuestras relaciones, es inmenso y fascinante”.


El disco nos lleva a un mundo de ciencia ficción sin restricciones donde cada canción es un territorio bailable, un lugar donde puedes viajar en el tiempo para ser cualquiera, hacer cualquier cosa y servirte de la nueva tecnología que te permita perderte en un mundo imaginario. El álbum incluye también referencias al cine y a la literatura, video juegos y realidad virtual.Es un disco que toma la idea de las ilimitadas posibilidades del futuro y nos lleva en un viaje por todas partes, desde la alegría de un recorrido escapista y motivador en “Thelma + Louise” -tributo a la cinta feminista en su vigésimo aniversario-, al Nueva York ochentero de la mano del artista Keith Haring en el brillante “Club 57” o a una cama de hospital en Australia en el devastador pero esperanzado single, “No Bad Days”.

Codirigido por primera vez por Smith, el vídeo del tema está ambientado en un laboratorio futurista y Dan interpreta a un personaje que utiliza la tecnología para intentar resucitar a un amor perdido. Un guiño a Metrópolis, Ex Machina y Matrix, el video dibuja una historia íntima. “Es muy satisfactorio poder dirigir finalmente, estoy muy orgulloso de la pequeña película que he realizado. He crecido obsesionado con el cine y esto ha sido un poco como un sueño cumplido. He aprendido una barbaridad y ha sido muy positivo vivir nuevos retos”.


Se pueden escuchar bajos que suenan a música disco, una orquesta de sintetizadores, guitarras, góspel futurista, sonidos de naves espaciales, cuerdas eufóricas, vocoders, cajas de voces, un coro de personal del equipo y ritmos que acogen en su seno. El tema que da título al disco, “Give Me the Future”, es un guiño a Phil Collins y The Police, “Shut off the Lights” es una carta de amor sonora a Graceland de Paul Simon y “Stay Awake” un reconocimiento a Daft Punk y a Quincy Jones.

Por primera vez en un álbum de Bastille el compositor principal, que en los últimos años se ha lanzado a componer para otros artistas, ha abierto la mano a las colaboraciones de par en par. Aunque en su gran mayoría la producción corre a cargo de Dan Smith y de su colaborador de siempre, Mark Crew, la banda ha trabajado también con compositores y productores para expandir su universo. “Disorted Light Beam” está compuesto y producido junto a Ryan Tedder (Adele, Paul McCartney, Taylor Swift), quien también hizo de productor ejecutivo del álbum. “Thelma + Louise” , “Stay Awake” y “Back to the Future” se han compuesto junto al productor Rami Yacoub. También trabajaron con los compositores británicos Jonny Coffer, Plested y Dan Priddy para dar vida al disco. Se escucha, además, la voz del galardonado actor, músico, compositor, creador, productor, director y activista Riz Ahmed en una parte hablada de “Promises”. El tema es la respuesta de Riz al álbum, una reflexión sobre los vastos asuntos abordados en el trabajo.


El disco no es tanto un juicio sobre la vida moderna, sino una reflexión de donde nos encontramos y a donde nos dirigimos. “Yo solo observo estos tiempos verdaderamente extraños que vivimos y me divierto respondiendo con estas canciones”, dice Dan. “Como se dice en el tema final, “Who knows what the future holds… Don’t matter if I got you” (“Quién sabe lo que nos deparar el futuro… no importa si te tengo”), esto está sucediendo, nos guste o no. El objetivo es encontrar la felicidad en el momento presente, ya sea en el mundo real o en el mundo virtual”.