David Refoyo: “Donde la ebriedad”

David Refoyo: “Donde la ebriedad”

A partir del juego con el título de la obra de Claudio Rodríguez, en Donde la ebriedad, David Refoyo (Zamora, 1983) lleva más allá el trabajo experimental con la palabra y con Más»

Eduardo Arroyo, le retour des croisades

Eduardo Arroyo, le retour des croisades

Me atrevería a decir que esto es un reencuentro de íntimos amigos. Lo primero que ha hecho Eduardo Arroyo en la presentación de la exposición que tiene en Bilbao ha sido reconocer Más»

Museo Thyssen 25 Aniversario

Museo Thyssen 25 Aniversario

Se ha dicho que una de las cosas que más lamentó Margaret Thatcher durante su gobierno fue el no haber conseguido que la colección Thyssen se quedara en el Reino Unido. También Más»

Cómo vivir en el campo, el juego de crear

Cómo vivir en el campo, el juego de crear

Cómo Vivir En El Campo es un trío (Pedro Arranz, Miguel Breñas y Carlos Barros) de Madrid que, tras varios CDs autoeditados en sus inicios, publicaría en 2012 su primer largo, CVEEC Más»

Missing o los cuerpos perdidos

Missing o los cuerpos perdidos

Missing. Perdida en la memoria o pérdida de memoria. En tan solo una hora y media la compañía británica Gecko Theatre consigue que el espectador-niño se encuentre con su propio delirio, delirio Más»

Discos

Discos

NEIL YOUNG: Hitchhiker (Reprise-Warner) Llevamos años oyendo hablar de los discos perdidos de Neil Young. Él mismo ha ido dejando caer detalles anunciando que los iba a recuperar en distintos formatos (su Más»

Doris Salcedo: “Palimpsesto”

Doris Salcedo: “Palimpsesto”

La torre tumbada del homenaje Más»

Jan Morris: “Trieste o el sentido de ninguna parte”

Jan Morris: “Trieste o el sentido de ninguna parte”

No es una casualidad que este verano haya leído Trieste o el sentido de ninguna parte porque me gusta la literatura de viajes, lo que es una casualidad es que ahora, escribiendo Más»

Sarah McKenzie, música como mantra

Sarah McKenzie, música como mantra

Hace tres años y medio que la cantante y pianista Sarah McKenzie participó en el concurso Umbria Jazz Festival: fue premiada con una beca especial para a asistir la icónica facultad Berklee Más»

Juan Gerstl, artista venezolano cinético: “El xagon, módulo esencial de mi arte cinético”

Juan Gerstl, artista venezolano cinético: “El xagon, módulo esencial de mi arte cinético”

  El artista se siente orgulloso y heredero directo de la gran tradición geométrico/cinética de su país: la escuela venezolana de Alejandro Otero, Jesús Rafael Soto y Carlos Cruz Díez. Una escuela Más»

 

Miguel Casado: “La palabra sabe y otros ensayos de poesía”

por Alberto García-Teresa

Libros de la resistencia, 2012. 270 páginas

A través de una docena de monografías, Miguel Casado ha ido construyendo una aguda, iluminadora y personal revisión de la poesía española del siglo XX; especialmente de la última mitad. Este libro recoge artículos y ponencias (varias inéditas en papel) de los últimos doce años. El propio autor da las pautas generales en las primeras páginas del volumen: «El campo en el que me voy a mover es clásico: la autonomía de la palabra poética, al autonomía del arte literario, para someter a crítica esa idea, sugerir que se trata de un principio insuficiente; pero no con la intención de volver a viejas heteronimias, que entiendo absolutamente superadas, sino para preguntarme cuáles serían los vínculos entre realidad y poema después de la autonomía, habiéndonos impregnado de ella, aprendiendo a pensar con ella, pero no quedándonos en ella».

Casado salva ese enfrentamiento al afirmar que «el lenguaje se refiere al mundo: viene de él y a él lo devuelve la poesía, fortalecido, eficaz, capaz de incidir en la vida». Así, «el arte sirve para percibir de nuevo, para limpiar la mirada y permitirle el contacto con las cosas».

A su vez, considera el arte como conciencia de estar vivo. Es, de hecho, el extrañamiento que genera el arte el que permite recuperar esa conciencia.

Casado escribe sobre una malla tupida de referencias, que le sirven de apoyo, de estímulo o de punto de partida de sus pensamientos. Desarrolla reflexiones sobre Teoría de la Literatura, muy bien apoyadas en ejemplos concretos, que ponen de manifiesto, al mismo tiempo, los mecanismos de lectura de Casado; un trabajo de análisis textual muy específico. Él hábilmente sabe ascender y descender de un nivel a otro. Con ese enfoque y esa dinámica, se acerca de manera señalada a la obra de Rimbaud o T.E. Lawrence.

La segunda parte del tomo se ocupa precisamente de estudios específicos de poetas, aunque Casado no pierde esa capacidad para aportar generalidades y una perspectiva teórica. Así, analiza la poesía de Juan Ramón Jiménez, José Ángel Valente (especialmente brillante es este texto), Antonio Gamoneda, Antonio Machado, Vicente Núñez, Aníbal Núñez, Jose-Miguel Ullán y Manuel Padorno con lucidez y rigor, siendo consciente de la complejidad y de la riqueza de matices de todos ellos.

Pero también se acerca al teatro griego, al género trágico y a otros géneros literarios, a la danza y a la pintura. De esta manera, presenta un conjunto más heterogéneo que la unidad apelada en el título del libro, aunque, sin duda, la mayoría de textos abordan la poesía.

Por todo ello, libros como este demuestran que Miguel Casado continúa siendo uno de nuestros críticos de poesía más sobresalientes y necesarios.