Santiago Auserón, verso cantado

Santiago Auserón, verso cantado

Vagamundo, el último disco de Santiago Auserón se grabó a comienzos de 2017. Con este trabajo Auserón completa una trayectoria que empezó primero con Radio Futura y lo que fue el horizonte Más»

OLGA – PICASSO

OLGA – PICASSO

La exposición, comisariada por Emilia Philippot, Joachim Pissarro y Bernard Ruiz-Picasso, está organizada en colaboración del Musée Picasso Paris y la Fundación Almine, Bernard Ruiz-Picasso para el Arte, “La Caixa”, el Museo Más»

Guillermo Núñez: “Dibujar con sangre en el ojo”

Guillermo Núñez: “Dibujar con sangre en el ojo”

Dibujo y poesía se dan la mano para construir un estimulante libro que reflexiona sobre el proceso de creación. Como si de un cuaderno de trabajo se tratase, sin aparente mediación, este Más»

Discos

Discos

DRUGDEALER: Raw Honey (Mexican Summer-Popstock!) Desde el principio, Drugdealer se presentó como un colectivo, pero no es difícil intuir el liderazgo de Michael Collins, creador de un ente en el que colaboran Más»

Bruegel, una visión muy particular del mundo

Bruegel, una visión muy particular del mundo

Bruselas rinde tributo a uno de los grandes pintores flamencos Más»

“Fra Angelico y los inicios del Renacimiento en Florencia”

“Fra Angelico y los inicios del Renacimiento en Florencia”

Entre las muchas y variadas exposiciones que el Museo del Prado ha organizado para celebrar su bicentenario, se presenta este verano una de las muestras más interesantes por diversas razones. La primera Más»

Nieves Álvarez Martín: “Descubrir lo que se sabe. Estudio de género en 48 premios de poesía”

Nieves Álvarez Martín: “Descubrir lo que se sabe. Estudio de género en 48 premios de poesía”

A veces lo evidente se nos pasa desapercibido porque nos acostumbramos a ello; porque lo asumimos con naturalidad o por la pereza de tener que cuestionar lo que nos rodea. En el Más»

Balenciaga y la Pintura Española

Balenciaga y la Pintura Española

Para la muestra comisariada por Eloy Martinez de la Pera – comisaria técnica Paula Luengo conservadora de exposiciones del Museo Nacional Thyssen-Bornemisza- se han seleccionado un total de 90 piezas de indumentaria que proceden Más»

John Lennon, imagina…

John Lennon, imagina…

Sigue apareciendo material de John Lennon, casi 40 años después de su desaparición. En este caso se trata de Imagine – The Ultimate Collection , una caja de seis discos que incluye una Más»

LOS ZUBIAURRE. MEMORIA GRÁFICA

LOS ZUBIAURRE. MEMORIA GRÁFICA

Más de mil doscientas placas negativas de cristal y copias positivas, encuadernadas y sueltas, y veintisiete películas relacionadas con Valentín y Ramón de Zubiaurre componen la exposición Los Zubiaurre. Memoria gráfica que Más»

 

H.C. Westermann, Volver a casa

por Julia Sáez-Angulo

(Museo Reina Sofía. Madrid. Del 6 de febrero al 6 de mayo de 2019)

Claro que el arte es un cordón umbilical que se prolonga hasta Altamira, que nihil novum sub sole, nada nuevo bajo el sol, pero ¿qué quieren que les diga?, al escultor norteamericano H.C. Westermann (1922 -1981) lo he visto tan ecléctico y referenciado, que no me ha interesado en exceso.

Un primer paseo por sus esculturas, objetos de madera, artesanías y trabajos manuales –véanse si no las botellas de Coca Cola pintadas y otras lindezas- me ha parecido algo tedioso. La esculturas de Joan Miró y las cajas de Joseph Cornell latían demasiado cerca de esta obra de Westermann, escultor que estudió Bellas Artes en la Escuela de Chicago y se dejó empapar por cierto surrealismo, sin que ello lo haga adscribirse con fuerza a este movimiento ni al pop, como algunos lo han hecho.

Westermann es un ecléctico sin aportación formal alguna, simplemente nos ofrece su biografía y su mundo a base de piezas bien acabadas, pero no especialmente novedosas y un tanto trilladas. Poco importa que Donald Judd (1928 – 1994), minimalista de pro, lo haya elogiado –no es un argumento-, tampoco él es una autoridad sobre el arte curiosamente tan alejado del suyo, como es el de Westermann.

Para colmo, la exposición es larga, laberíntica y extensa en el Museo Reina Sofía, como no se recordaba desde los tiempos de la exposición de Alberto Giacometti, en la que se ofrecían decenas de cabezas, casi en serie del escultor hasta aburrir, destrozando la imagen del autor suizo. En las exposiciones no hay que olvidar el aforismo de que lo mejor enseña más que lo mucho. La exposiciones inmensas ya no se hacen en el Centro Georges Pompidou de París, desde la gigantesca en dos sedes titulada Qu´est ce que c´est la sculture, en que los visitantes acababan exhaustos y dejando de asistir a una de las dos sedes.

Ciertamente H. C. Westermann tiene un mundo, su mundo, aunque a un espectador distante no entusiasme. Fue un artista que estuvo en dos guerras, la II mundial y la de Corea, que dibujaba mucho y escribía cartas con dibujos, que su artesanía es pulcra, algunos de sus “objetos específicos” lúdicos, mironianos y cornellianos., que toma referencias del arte vanguardista y de lo popular para construir sus artefactos, que con frecuencia resulta un autor demasiado artesano y popular…. prolífico como él solo, pero su obra podría resumirse en dos salas. Tiene cierto talento, pero no es un primera serie, al menos para Europa, por eso quizás resulta un tanto desconocido y mucho menos para una muestra gigante.

En arte hay que cuidar más y mejor para no hacer mitos con árboles que impidan ver el bosque.

Borja-Villell y Beatriz Velázquez (muy aplaudida –algo que no deben hacer los periodistas, según los manuales de Escuela, aunque había gente de otras procedencias-) han sido los comisarios de esta exposición e insistieron en la presentación sobre el humor, la artesanía y el habitar; de continuos “objetos enigmáticos” o “trozos de realidad muy objetuales”, así como su lema implícito de Vivir es obrar. Ya lo dijeron hace siglos los latinos: la vida es tempus agendi.