The Beach Boys, sinfonías pop

The Beach Boys, sinfonías pop

Al tiempo que el grupo sigue ofreciendo conciertos por distintos países, en una encarnación dirigida por Mike Love y en la que no participa Brian Wilson, su compañía sigue tirando de su Más»

Mario Agudo: “El bestiario de las catedrales”

Mario Agudo: “El bestiario de las catedrales”

El incendio de Notre Dame ha traído a la actualidad la gran cantidad de leyendas sobre el supuesto poder protector de las gárgolas Más»

“Cuando caiga la nieve”  en el Teatro Fernán Gómez de Madrid

“Cuando caiga la nieve” en el Teatro Fernán Gómez de Madrid

Teatro narrativo de cuatro personajes que se desdoblan; monólogos que acaban relacionándose entre sí. Relato de unas vidas con dos motivos de unión: una urna funeraria y la nieve en una ciudad, Más»

“Creadores de Conciencia” 40 fotógrafos comprometidos

“Creadores de Conciencia” 40 fotógrafos comprometidos

(Círculo de Bellas Artes- Sala Picasso- Madrid. Del 25 de febrero al 28 de abril de 2019) Más»

Discos

Discos

CURTIS MAYFIELD: Keep On Keeping On: Curtis Mayfield Studio Albums 1970-1974 (Rhino-Warner) Este año se cumplen dos aniversarios en relación a Curtis Mayfield: hace 50 años que inició su carrera en solitario (antes Más»

Rodrigo Muñoz Avia relata la vida de sus padres artistas Lucio Muñoz y Amalia Avia

Rodrigo Muñoz Avia relata la vida de sus padres artistas Lucio Muñoz y Amalia Avia

El escritor Antonio Muñoz Molina y el crítico de arte Guillermo Solana han entrevistado a Rodrigo Muñoz Avia,  autor de La casa de los pintores, libro publicado por la editorial Alfaguara. El evento tuvo lugar Más»

Jaime Siles: “Galería de rara Antigüedad”

Jaime Siles: “Galería de rara Antigüedad”

La línea de poesía culturalista clásica sigue ofreciendo títulos nuevos. En esta ocasión, lo hace desde el homenaje sincero al mundo clásico, a lo que le ha hecho al poeta sentir y Más»

Nacho Vegas, canciones para antes de un atardecer en el mundo

Nacho Vegas, canciones para antes de un atardecer en el mundo

Nacho Vegas publica nuevo disco, un álbum doble en compacto y triple en vinilo, bajo el nombre de Violética. En las siguientes líneas él mismo explica el origen y el contenido de Más»

Juan Carlos Mestre: “El museo de la clase obrera”

Juan Carlos Mestre: “El museo de la clase obrera”

Si nos preguntamos dónde está la conciencia de la clase obrera, Juan Carlos Mestre nos responde: En el museo. Pasemos, Picabia nos da un abrazo de bienvenida y nos susurra una consigna Más»

Jonathan Littell: “Una vieja historia. (Nueva versión)”

Jonathan Littell: “Una vieja historia. (Nueva versión)”

Jonathan Littell parece empeñado en darle a la Humanidad lo que se merece: ponerle un espejo delante de los ojos. Cuando abrimos la novela, el catálogo de los horrores que se despliega Más»

 

Natalia Litvinova: “Siguiente vitalidad”

por Alberto García-Teresa

La Bella Varsovia, Madrid, 2016. 57 páginas

litvinova 1La nueva entrega en nuestro país de Natalia Litvinova resulta un libro espléndido aunque breve, que no llega a la treintena de piezas. El hilo que hilvana sus versos se compone de la observación y la recreación de escenas (con una causalidad que no pocas veces no es lógica o racional), con una atención continua más en lo que pasa alrededor del «yo» que lo que ocurre dentro de él, frente a trabajos precedente donde esa dicotomía se invertía. Con todo, el «yo» es un sujeto en permanente tránsito, desubicado (tanto por el propio periplo vital de la escritora –nacida en Bielorrusia, llegó a Argentina con diez años– como por la saturación de recuerdos), que atenúa en este poemario el desarraigo existencial que marcase su anterior Todo ajeno.

El relato personal conduce estos textos imantadas por el recuerdo (especialmente, de la niñez). La escritora recoge escenas de la cotidianeidad y va construyendo un tamiz nubloso sobre ellas, en el que se disparan las evocaciones. El entorno natural y lo agreste, la dureza de la supervivencia en entornos hostiles (en todos los niveles –el invierno ruso, la sombra del estalinismo, la desconfianza de la migración…–) se convierten en focos en los que se detiene la poeta.

Porque en estos poemas todo es atisbo de algo más allá de lo explícito, algo que se mueve por las pesadillas, por las obsesiones personales, que saltan desde los gestos del día a día. De hecho, la yuxtaposición de episodios y el particular ritmo que logra la autora nos sitúa en el campo de lo onírico. Además, presenta a unos personajes memorables, aunque sólo deambulen en un par de versos. Al respecto, la familia es protagonista en buena parte de los textos: el padre, la madre, también abuelos que se cuelan en las composiciones.

litvinova 2Ese buceo en el pasado, tanto concreto, familiar y personal, como a nivel teórico o conceptual, atraviesa y marca las páginas del libro. No hay lugar para el olvido: los recuerdos le atormentan. Lo que trae al primer plano Litvinova son episodios duros y crueles que se asoman entre las palabras. La imposibilidad de despegarse de ellos y la relación implícita de determinación de aquellos sobre el presente empapa todas las composiciones. No en vano, la poeta escribe: «El golpe justo separa el pasado del futuro». De este modo, la memoria aparece no como un espacio autocomplaciente, generador de nostalgia, sino como una tensión conflictiva, provocadora de desasosiego. La memoria es inquietante, pertubadora; en absoluta tranquilizadora o un placer evasivo.

Finalmente, hay que señalar también cierto cambio de registro en un grupo concreto de poemas. En ellos, Litvinova trabaja con lo corpóreo, y explora también lo sensorial (y hasta lo sensual) en esa inmersión en el alrededor y en los otros.

Una voz inquietante, por tanto, y un conjunto de textos bien entretejidos es lo que ofrece este Siguiente vitalidad, que ya apareció con anterioridad en Argentina, Chile y México.