J’Aime, amor y sordidez

J’Aime, amor y sordidez

Love and Squalor es el primer álbum de J’Aime (Jaime Cristóbal, conocido por su grupo Souvenir). Precedido por el adelanto de «700.000 Records», el disco lleva la obra de J’Aime a su Más»

Discos

Discos

STEVE EARLE: J.T. (New West) Por si alguien no sabe a qué se refiere el título del nuevo álbum de Steve Earle, bien podría acudir a su última canción, “Last Words”, e intentar Más»

“Zóbel y grandes artistas de posguerra”

“Zóbel y grandes artistas de posguerra”

Se ha inaugurado la primera exposición de la galería Mayoral en Madrid, Zóbel y grandes artistas de posguerra, que se podrá ver hasta el 21 de marzo en la Fundación Pons. La Más»

Gema Guerrero Vindel, exposición » Lo Violeta»

Gema Guerrero Vindel, exposición » Lo Violeta»

Fuerza y rotundidad del dibujo y el color Más»

Restauración de Clásicos Vascos

Restauración de Clásicos Vascos

El Museo de Bellas Artes de Bilbao presenta los resultados del trabajo de conservación y restauración llevados a cabo en el último año gracias a la colaboración que mantiene desde hace siete Más»

St Woods, de cosas a recuerdos

St Woods, de cosas a recuerdos

Hace unos meses empezamos a conocer las primeras canciones de St. Woods, temas como “On Me”, “Wasted Love” o “A Part from God”, que llevaron a que fuese calificado como “el Bon Más»

«El ingenio al servicio del poder. Los códices de Leonardo da Vinci en la corte de los Austrias»

«El ingenio al servicio del poder. Los códices de Leonardo da Vinci en la corte de los Austrias»

El recorrido de la exposición reivindica la importancia de la ciencia y la trasmisión del conocimiento en la España de los Austrias  con la llegada de personajes de gran talento que desde Más»

Discos

Discos

PAUL McCARTNEY: III (Warner) A dos años de cumplir los 80, Paul McCartney sigue componiendo y editando discos. Otra cuestión es si siguen siendo relevantes. En este caso, III, su decimoctavo disco en solitario, Más»

Harold Bloom: “Cleopatra. Soy fuego y aire»

Harold Bloom: “Cleopatra. Soy fuego y aire»

Vaso Roto y su propietaria acertaron plenamente al solicitar al profesor Pujante la traducción de la serie de cinco ensayos de Bloom en torno a personajes shakesperianos y esta nueva entrega viene Más»

Little Simz, extrayendo luz en tiempos turbulentos

Little Simz, extrayendo luz en tiempos turbulentos

Días después de anunciar que editaría un nuevo disco en 2020, la rapera Little Simz publicaba ya Drop 6. El proyecto que da continuidad a su aclamado álbum GREY Area de 2019, fue grabado por completo Más»

Otl Aicher. Metro Bilbao. Arquitectura y Paisaje

Otl Aicher. Metro Bilbao. Arquitectura y Paisaje

Coincidiendo con el XXV Aniversario de la creación del Metro Bilbao, el Museo de Bellas Artes de la capital vasca tiene en cartel una exposición dedicada al artista germano Otl Aicher (1922-1991), Más»

 

David Meza: «El sueño de Visnu»

por Alberto García-Teresa

El Gaviero, 2012. 102 páginas

El mexicano David Meza (1990) posee una voz joven pero vigorosa. Comparte una poesía desbordante, de raíz experimental, que despliega imágenes de gran potencia, movidas por impulsos irracionalistas. En su primera obra, El sueño de Visnu, demuestra una gran capacidad imaginativa y mucha habilidad para mantener la tensión poética.

Se trata la suya de una práctica poética extraordinariamente inquieta y fértil, que busca la renovación de la palabra y también del ser humano. Con una gran intensidad, parte de un anhelo existencial, y el poema se va trenzando con una fabulosa biografía imposible. En ese sentido, se mueve con aliento cósmico, a través de referentes astronómicos, y precisamente la biografía hace posible el anclaje con lo concreto, con lo humano, en ese deslumbrante entramado textual que gira en torno a lo astrológico. Así, constituye el extremo de una línea que asciende hasta la inmensidad.

 Extrae lo maravilloso de la realidad y lo potencia, lo extrema, lo dota de una nueva dimensión. Se acumulan las asociaciones asombrosas, las imágenes sorprendentes, relacionadas mediante una lógica onírica, compuestas por elementos imaginarios.

A su vez, plantea una subversión del tiempo, o una nueva dimensión de él, que ya no sería lineal sino conceptual. «El tiempo no existe. Y si existe no quiero saber nada de él», repite.

Esa es su apuesta: fracturar lo posible con su imaginería. Ese es su impulso. De hecho, su poesía es consciente de su potencia, y por eso no se queda en lo cercano sino que aspira a los maximalismos; aspira a la creación de la realidad hasta el punto de querer codearse con el Creador. No en vano, señala: «Un hombre no poetiza al mundo, sino que desmundiza el poema que es el mundo»; «un poeta no resignifica las palabras. Un poeta resignifica la tierra, el agua, la noche, la luz».

Por todo ello, El sueño de Visnu resulta un poemario excepcional; una obra memorable.