Discos

Discos

JOAN AS POLICE WOMAN: Joanthology (Play It Again Sam) Puede que haya pasado un tanto desapercibida, pero Joan Wasser es uno de los grandes talentos de los últimos años. Empezó acompañando a su Más»

The Wedding Present: Something Left Behind

The Wedding Present: Something Left Behind

Han pasado treinta años desde la edición de George Best, de The Wedding Present, el “mejor disco sobre una ruptura amorosa jamás hecho”, como lo definió alguien en su momento. Al mismo Más»

Discos

Discos

VAMPIRE WEEKEND: Father of the Bride (Columbia/Sony) Demasiadas novedades en el mundo de Vampire Weekend, después de tres discos que parecían seguir una continuidad y cierta uniformidad. Tras seis años (en los Más»

LOS ZUBIAURRE. MEMORIA GRÁFICA

LOS ZUBIAURRE. MEMORIA GRÁFICA

Más de mil doscientas placas negativas de cristal y copias positivas, encuadernadas y sueltas, y veintisiete películas relacionadas con Valentín y Ramón de Zubiaurre componen la exposición Los Zubiaurre. Memoria gráfica que Más»

Santiago Auserón, verso cantado

Santiago Auserón, verso cantado

Vagamundo, el último disco de Santiago Auserón se grabó a comienzos de 2017. Con este trabajo Auserón completa una trayectoria que empezó primero con Radio Futura y lo que fue el horizonte Más»

OLGA – PICASSO

OLGA – PICASSO

La exposición, comisariada por Emilia Philippot, Joachim Pissarro y Bernard Ruiz-Picasso, está organizada en colaboración del Musée Picasso Paris y la Fundación Almine, Bernard Ruiz-Picasso para el Arte, “La Caixa”, el Museo Más»

Guillermo Núñez: “Dibujar con sangre en el ojo”

Guillermo Núñez: “Dibujar con sangre en el ojo”

Dibujo y poesía se dan la mano para construir un estimulante libro que reflexiona sobre el proceso de creación. Como si de un cuaderno de trabajo se tratase, sin aparente mediación, este Más»

Discos

Discos

DRUGDEALER: Raw Honey (Mexican Summer-Popstock!) Desde el principio, Drugdealer se presentó como un colectivo, pero no es difícil intuir el liderazgo de Michael Collins, creador de un ente en el que colaboran Más»

Bruegel, una visión muy particular del mundo

Bruegel, una visión muy particular del mundo

Bruselas rinde tributo a uno de los grandes pintores flamencos Más»

“Fra Angelico y los inicios del Renacimiento en Florencia”

“Fra Angelico y los inicios del Renacimiento en Florencia”

Entre las muchas y variadas exposiciones que el Museo del Prado ha organizado para celebrar su bicentenario, se presenta este verano una de las muestras más interesantes por diversas razones. La primera Más»

 

Viet Thanh Nguyen: “El simpatizante”

por Mercedes Martín

(Seix Barral, 2017)

Siempre hay diversas versiones de una historia, por lo menos podemos ver claramente dos: la de los vencedores y la de los perdedores. Aunque la versión oficial es la de los que gobiernan en un momento dado, con el tiempo y la relajación de la censura, el resto de versiones irán saliendo para poner en duda o complementar a la anterior. El simpatizante es una de esas versiones. Uno la lee y, aunque posee el artificio adecuado de la novela, es imposible no ver el discurso rencoroso y lúcido del bando perdedor. A veces estas versiones son magníficas obras literarias y ganan un Premio Pulitzer, como ha sucedido con esta.

El autor nació en Vietnam a principios de los setenta, pero su infancia se desarrolló en Estados Unidos. Su familia era una de tantas familias de refugiados hacinada en guetos, que sobrevivió poniendo una tienda de productos asiáticos en California. El autor estudió en colegios modestos y, gracias a su desempeño –y al sistema educativo estadounidense, todo hay que decirlo– consiguió becas que le permitieron llegar lejos. Hoy es profesor de Inglés y estudios étnicos en la Universidad del Sur de California y participa en diversos proyectos para difundir la versión del bando perdedor sobre la guerra de Vietnam… Pero no la de Estados Unidos, no se confunda.

Pero, ¿no es la versión de Estados Unidos la del bando perdedor?

Sí, técnicamente, pero hay que tener en cuenta que, aunque perdiera, USA era y es una súper potencia y pudo resurgir de sus cenizas y construir ella sola la versión oficial, una versión autocomplaciente y falta de autocrítica, donde por supuesto las voces vietnamitas estaban excluidas.

Viet Thanh Nguyen quiere amplificar esas voces, fomentarlas. En internet ha publicado el resultado de un proyecto con este objetivo titulado Another War Memorial y ahora también esta novela, todo esto producto de sus clases de estudios étnicos donde diserta con sus alumnos sobre la necesidad de cambiar esa odiosa versión oficial. Incluso en su página web personal tiene el autor un enlace con la pronunciación correcta de su nombre para que los estúpidos americanos –no lo dice, pero se lee entre líneas–  aprendan de una vez que no son el centro de la tierra.

La ironía más divertida y con más efecto de El simpatizante es aquella idea del autor de describir una producción de Hollywood sobre la guerra, una ridícula e infantil producción de cine donde los vietnamitas una vez más son meros figurantes que no tienen siquiera un diálogo de dos líneas decente. La labor del protagonista será (como la del profesor Nguyen, autor de esta novela), darles voz a ellos, a los auténticos perdedores de esta guerra a la que fueron llevados por intereses ajenos.

Uno no puede menos que asombrarse con la capacidad estadounidense para crear ingenuidades hollywoodienses y, a la vez, premiar novelas críticas, ácidas e irónicas. Una no puede menos que congraciarse con esa sociedad llena de contradicciones, que ofrece oportunidades para cualquiera que se esfuerce, como el autor, pero que a la vez también tiende a aplastar a los desfavorecidos, entre ellos, aquellos desgraciados vietnamitas del sur, aliados del bando capitalista, que sufrieron, unos la venganza del Viet Cong, otros el asilo estadounidense, donde quedaron para siempre apartados de todo lo que conocían.